2 de agosto de 2016

Guía para no perderse en la LOMCE que ya aplicarán todos los cursos

 / LA INFORMACIÓN

  • Este curso será la primera evaluación a final de la ESO y de Bachillerato, lo que supone, en la práctica, la desaparición de la Selectividad.
  • Las asignaturas de Primaria, ESO y Bachillerato se agrupan en troncales (reguladas esencialmente por el Gobierno), las específicas y las de libre configuración autonómica.
La Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (Lomce) se terminará de implantar durante el próximo curso. Ya había adoptado la nueva normativa Primaria y Formación Profesional (FP) Básica, así como primero y tercero de ESO y primero de Bachillerato. Este año será el turno para segundo y cuarto de ESO y segundo de Bachillerato.
Además, como novedad, este curso será la primera evaluación a final de la ESO y de Bachillerato, lo que supone, en la práctica, la desaparición de la Selectividad.

¿Cómo serán las asignaturas?

Por otra parte, las asignaturas de Primaria, ESO y Bachillerato se agrupan en troncales (reguladas esencialmente por el Gobierno con una carga lectiva mínima del 50 % del horario total), las específicas y las de libre configuración autonómica (como Lengua cooficial, con tratamiento análogo al castellano), cuyos horarios y contenidos corresponderán a las comunidades. Los centros podrán complementar los tres bloques de materias y configurar su oferta formativa.
Además, se anticipa la elección de itinerarios en ESO. En tercero se puede optar entre Matemáticas de iniciación a enseñanzas académicas o aplicadas; en cuarto (15 años), elección entre enseñanzas orientadas al Bachillerato o a FP.
Asignaturas de la EsoAsignaturas de la Eso
Asignaturas de la Eso
Asignaturas de 4º de ESOAsignaturas de 4º de ESO
Asignaturas de 4º de ESO
En ESO, con carácter general, se podrá pasar de curso con dos suspensos como máximo, siempre que no sean simultáneamente Matemáticas y Lengua.
En cuanto al Bachillerato, este tendrá tres modalidades: Ciencias, Artes, y Humanidades y Ciencias Sociales. En este último se fijarán dos itinerarios, de forma que quienes elijan Humanidades estudiarán Latín y los otros Matemáticas aplicadas a las Ciencias Sociales.

¿Cuál es el sistema de evaluación?

Lo que sí cambia, y mucho, es el sistema de evaluación. Así, habrá pruebas nacionales comunes al final de sexto de Primaria, cuarto de ESO y segundo de Bachillerato, diseñadas por la administración central previa consulta a las comunidades. Es necesario superar las dos últimas para obtener los títulos correspondientes.
El próximo curso 2016/2017 estas pruebas no serán vinculantes. El Ministerio de Educación da un año para implantarlas sin que sea necesario aprobarlas para lograr el diploma tanto en la ESO como en Bachillerato. No será así en el siguiente, en el curso 2017/2018, cuando los estudiantes que no alcancen un cinco se quedarán sin título.
De esta manera, a la reválida de la ESO se podrán presentar los estudiantes que hayan aprobado todas las asignaturas de 4º y aquellos que hayan suspendido hasta dos materias siempre que estas no sean simultáneamente Lengua Castellana y Literatura y Matemáticas.
Los alumnos deberán realizar siete exámenes en un máximo de cuatro días. Serán pruebas con un máximo de 15 preguntas y una duración de 60 minutos. Los cuatro primeros exámenes versarán sobre las materias troncales: Lengua Castellana y Literatura, Matemáticas, Geografía e Historia y Primera Lengua Extranjera.
Las siguientes dos pruebas se referirán a dos de las asignaturas optativas matriculadas por el alumno. Y finalmente, una específica, a excepción de Educación Física, Religión y Valores éticos.
La nota final para obtener el título constará en un 70% de la media de las notas obtenidas en la ESO y en un 30% la calificación de la reválida. Quienes no aprueben esta reválida solo podrán cursa FP básica. Además, las administraciones educativas podrán establecer medidas de atención personalizada para aquellos alumnos que no superen la evaluación final de ESO.
Por otro lado, la reválida de Bachillerato sustituirá a Selectividad. Cada una de las ocho pruebas tendrán una duración de 9 0 minutos, con descansos mínimos de 20 minutos, y constarán de un máximo de 15 preguntas.
Los alumnos se examinarán de cinco asignaturas troncales, dos opcionales y una específica, a elección del alumno y no podrá ser tampoco ni Educación Física ni Religión. El 60% de la nota será el resultado de la media de las calificaciones obtenidas en Bachillerato y el 40% restante, la nota de la reválida. En caso de suspender, podrá acceder a los ciclos formativos de Grado medio o de Grado superior, y al Grado superior de las Enseñanzas deportivas.
También como novedad al terminar tercero de Primaria, se realizará una evaluación individualizada para la detección precoz de dificultades en el aprendizaje a cargo de las administraciones educativas.

¿Qué pasa con la nueva FP?

La Lomce también trae cambios en lo que a Formación Profesionalse refiere. Así, habrá una nueva FP básica de dos cursos obligatorios para alumnos de entre 15 y 17 años con dificultades de aprendizaje que hayan terminado tercero o, excepcionalmente, segundo de ESO. Servirá para obtener el título de la ESO y pasar a FP de grado medio.

El problema con las lenguas autonómicas

La nueva ley estable que el castellano es la lengua vehicular de la enseñanza en todo el Estado y las lenguas cooficiales lo son también en las respectivas comunidades de acuerdo con sus Estatutos y normativa aplicable.
Además, el Gobierno adelantará el pago de la escolarización privada de aquellos alumnos que no tengan garantizado el aprendizaje en castellano en los centros públicos o concertados de las comunidades con lengua cooficial, y se lo descontará a éstas de la financiación autonómica que les corresponda.
Por su parte, la asignatura de Religión, voluntaria, tendrá como alternativas obligatorias Valores Sociales y Cívicos (Primaria) y Valores Éticos (Secundaria), que también podrán escogerse como opcionales. Desaparece Educación para la Ciudadanía.

¿Qué sucede con los directores?

En cuanto a la junta directiva de los centros, el nombramiento de los directores, por cuatro años, se hará previa evaluación positiva de su trabajo, bajo criterios públicos y objetivos en los que se incluirán las evaluaciones individualizadas de los alumnos.
No solo eso: los directores de los centros públicos deberán acreditarcinco años de docencia y un curso específico de formación. Podrán fijar requisitos y méritos para los puestos docentes. Las comisiones de selección estarán formadas por representantes de la administración (más del 50 %) y del centro. El consejo escolar del centro tendrán funciones esencialmente consultivas.
Con respecto a los centros que diferencian por sexo no tendrán que "justificar de forma objetiva y razonada" ese modelo educativo para optar al concierto, y se permitirá que vuelvan a solicitarlo aquellos a los que se les denegó en 2013 por educar de forma separada.
Por último, las comunidades podrán convocar concursos públicos para la construcción y gestión de centros concertados sobre suelo público dotacional.

Libros de texto gratuitos y mayor oferta deportiva

Otra de las novedades de la Lomce tiene que ver con los libros de texto. Así, el Ministerio promoverá el préstamo gratuito de libros de texto y otros materiales para la educación básica en los centros sostenidos con fondos públicos.
Por otro lado, las Administraciones promoverán la práctica diaria del deporte y el ejercicio físico de los alumnos durante la jornada escolar, y el diseño y supervisión de las medidas que los centros adopten para ello serán asumidas por profesorado cualificado.
Asimismo, el Gobierno podrá regular y gestionar, dentro del ámbito del deporte de alto nivel y la regulación del deporte federado estatal, centros de titularidad estatal que impartan las enseñanzas deportivas de grado superior a distancia en toda España.

http://noticias.lainformacion.com/educacion/Guia-perderse-Lomce-aplicaran-cursos_0_940706990.html